8ec7615e6d5d95b6af3b441377d657fb

Uñas pasadas por agua

Hay algunos aspectos físicos que son fundamentales a la hora de dar una buena impresión. Sobre todo, si se trata de una cita o una entrevista donde la distancia con tu interlocutor es cercana, no puedes pasar por alto el cuidado de tus manos. Durante una conversación, las manos te acompañan en el discurso y cobran mucho protagonismo.

Llevarlas siempre perfectas es difícil, lo sé, por eso te traigo un truco que te puede salvar en caso de emergencia. La regla básica que debes siempre tener en cuenta es que antes de llevar el esmalte desconchado, es preferible llevar las uñas naturales, sin maquillar. Pero si te has decidido a pintarlas y el problema es que no te da tiempo a que se sequen al aire, la solución es mucho más sencilla de lo que te imaginas.

Existen unos productos específicos de secado como unas gotas que te echas justo cuando hayas terminado de aplicar el esmalte y te las seca casi instantáneamente.

También existen lamparas de secado que se usan en salones de uñas. Pero son más aparatosos y si estas de viaje es un engorro llevarlas. Además necesitas la red eléctrica para conectarla a un enchufe.

Si no tienes estos productos, tengo un súper truco para acelerar el proceso de secado. Mete las manos bajo el grifo con agua fría. El resultado es el mismo.

Te recomiendo que esperes al menos un minuto antes de meterlas bajo el agua y sobre todo, que tengas cuidado al secarte las manos después para no rozar con la toalla. Verás como las uñas se secan muy rápido y además tendrán mucho más brillo.

Espero que te haya parecido útil este truquito que descubrí hace años y que pongo en práctica con mucha frecuencia. Como éste, tengo muchos más secretos de belleza. Descúbrelos en la sección “belleza” en el menú principal donde encontraras más tips.

Más posts de El Sofá Rojo de Elena relacionados con la manicura AQUÍ Y AQUÍ.

Besitos,

Elena

Foto de portada: Pinterest